Por Daniel Orfano (*)

¿Estaré robando y lo ignoro?
¿Estaré faltando el respeto al autor y no me doy cuenta?
Desde que comencé, allá por el año 1990, con esta pasión por la fotografía, tuve experiencias gratificantes y otras no tanto.
Recuerdo haber participado en diversos concursos cuyos convocantes parecían serios y responsables (algunos de ellos, provenientes de Universidades prestigiosas).
Terminado el juzgamiento de la convocatoria se otorgaron los premios a las imágenes que se destacaron del resto o cumplieron con las expectativas de los jueces. Mi trabajo no fue elegido, pero, ¡oh sorpresa! Pocos días después que se inaugurara la feria del libro, en un stand veo mi foto en la tapa de una publicación. ¡Qué dolor! ¡Qué falta de respeto!
Para que yo siga experimentando la paciencia, me topé con otra foto mía, también enviada a un concurso, en un banner del teatro municipal de la Avenida Corrientes. ¡Otra vez sopa!
En estos casos me cuesta no ver intencionalidad; estas entidades no pueden desconocer los derechos de autor, o no deberían.
No se trata de vanidad u orgullo, se trata de propiedad intelectual. Propiedad al fin.
A nadie le gusta que le saquen sus pertenencias. Te cuento: Cuando publicás algo (foto, texto, ilustración, video, etc.) sin permiso, o sin citar al autor, estás robando, estás faltando el respeto al que dedicó tiempo y otros recursos para crearlo.
Lamentablemente sucede a diario en las redes sociales. Una y otra vez se ve copiado todo tipo de posteo sin citar a la fuente, sin permiso del autor.
Creo que es sin intención de perjudicar a nadie, pero termina haciéndolo.
Espero que éste, mi comentario, despierte la atención para considerar el derecho de los autores sobre sus publicaciones.
Si te gusta una publicación, foto, video, ilustración, texto, etcétera, y la querés compartir, hacelo desde la página a la que pertenece y citando al autor.
Daniel Orfano es fotógrafo