(Prensa UCCA, jueves 16 de noviembre de 2017).- Si el tiempo es una de las cosas más importantes que nos quedan, como dijo alguna vez el pintor catalán Salvador Dalí, el resultado del IV Encuentro de Comunicadores Sociales, que se realizó el sábado 11 de noviembre pasado, le hizo honor y lo abasteció de experiencias y momentos difíciles de olvidar.

A las 9:30 horas comenzó la registración y el ingreso a la jornada organizada por la UCCA, en el Auditorio de la Ciudad. A las 10:20 llegó el primer plato fuerte de la jornada: Daniel Orfano presentó y le dio paso a nuestro invitado especial, Víctor Bugge, el histórico fotógrafo de Casa Rosada. Bugge compartió anécdotas, experiencias y tips de su trabajo, tras haber estado casi cuatro décadas fotografiando gran parte de la historia argentina.

Al mediodía, la Lic. Lizzie Sotola, directora de Noti-Prensa, abordó la producción periodística basada en una de las premisas del encuentro: la credibilidad de las fuentes informativas.
Tras el break del almuerzo, Esteban Lanzani, Community Manager y director de Latam Cross, comenzó su taller orientado a las redes sociales como fuentes de información y habló acerca de cómo trabajar con ellas separando la información real de la que no lo es.

Hacia el final, ya avanzada la tarde, llegó otro de los momentos más esperados. Fue el turno de tres comunicadores profesionales de gran experiencia, que comenzaron hablando unos 15 minutos cada uno acerca de cómo mejorar el lenguaje en los medios, para dar paso, luego, al intercambio de preguntas y respuestas con los presentes. Ellos fueron Pablo Muney, conductor de C5N, Guadalupe Michaelis, locutora de Radio Vale, y Walter Morales, productor de la TV Pública, quienes cerraron una jornada de gran nivel.

“Considerar la jornada de impecable sería quedarme corta. Fue un tiempo de amplia capacitación con oradores de lujo”, decía en la despedida una de las asistentes, Silvia de Longchamps. “Mil gracias a los que compartieron sus vivencias y conocimiento en los medios y se han subido a este tren de la locura del saber”, agregó Mirta (San Martin), ya casi traspasando la puerta del Auditorio de la Ciudad. A sí mismo, para Rafael de San Justo, agregó que fue “una hermosa experiencia de aprendizaje y reflexión”.

Las experiencias necesitan ser vividas y la de este IV Encuentro quedará como el tiempo en el que un grupo de comunicadores (y aspirante a serlo) vivió un nuevo capítulo apasionante en su aventura de crecer, desarrollarse y dejar una huella diferente, difícil de borrar, en los medios.

Fotos: Daniel Orfano.